Cómo ganar en una partida de póquer – 10 consejos para principiantes

Algunos fracasos pueden desanimar a los nuevos jugadores a seguir jugando al póquer. Así que vale la pena tener en cuenta algunas cosas para los que recién comienzan su carrera en el póker.

Tómate tu tiempo para aprender lo básico.
Aprender los términos, las manos y las reglas del póquer son los cimientos de un buen comienzo.

Ten en cuenta las cartas de tu oponente.
Los principiantes suelen confiar demasiado en las cartas que tienen en sus manos, olvidando calcular qué cartas podrían tener sus oponentes, lo que a menudo les lleva a perder.

Juegue con oponentes que tengan la misma habilidad.
Perder contra jugadores mucho más experimentados puede desanimarle, pero jugar con alguien de habilidades similares a las suyas le permitirá aprender, de forma más eficiente.

No vaya de farol con demasiada frecuencia.
Aprenda a no confiar demasiado en los faroles: no es una garantía para engañar a un oponente.

Evita las sesiones de juego largas.
El póquer requiere mucha atención, y después de largas sesiones, tu atención puede desaparecer, dando lugar a errores y pérdidas.
¿Te molesta algo más? No juegues al póquer.
Puede desviar tu atención.

No bebas mientras juegas.
El alcohol embota tu atención y provoca emociones, lo contrario de lo que quieres mientras juegas al póquer.

No juegues en varias mesas.
Los profesionales suelen jugar en varias mesas a la vez. Esto no es una opción para los principiantes: es mejor concentrar todas tus ideas en una mesa a la vez.

Establezca una suma estricta.
Decida qué suma de dinero está dispuesto a perder en una sesión, y no supere nunca esta cantidad.

Aprenda de los profesionales.
Observa cómo juegan los profesionales y toma nota.

Leave a Reply

Your email address will not be published.